Laura Molero: “Lo importante no es ser un alto directivo, sino ejercer como tal”

Laura Molero, Consejera Independiente en tres compañías del Ibex-35, ha protagonizado el Desayuno Canal CEO en la Universidad Europea de Madrid. El encuentro, desarrollado gracias al apoyo de Citroën, Totto, United, Nacex, Logistic Services Europe y la colaboración de Kompass Spain ha reunido a 25 profesionales del sector.

Este desayuno ha tenido como objetivo principal reflexionar sobre el significado del verdadero buen Gobierno Corporativo. Laura −referencia en el sector empresarial en España− considera que «lo importante no es ser un alto directivo, sino ejercer como tal».

El buen Gobierno Corporativo

En los últimos años, la creciente atención de los reguladores, inversores y opinión pública hacia el buen Gobierno Corporativo se ha convertido en realidad global. Y, aunque hay muchas corrientes de pensamiento en torno a él, para Laura Molero:

«El buen Gobierno Corporativo es la consecuencia de una demanda social y la respuesta a una falta de confianza de la sociedad hacia las instituciones».

Una responsabilidad que, según la Consejera Independiente, la están asumiendo –empujados por diferentes factores– el mundo empresarial, académico y social para intentar dar un cierta estabilidad y sostenibilidad a este mundo tan volátil y cortoplacista.

Los principios básicos del buen Gobierno Corporativo

Pero tener Gobierno Corporativo no necesariamente es garantía de tener buen Gobierno Corporativo: «El hacer un tic al tener Gobierno Corporativo no quiere decir que lo vivas o que esa compañía tenga un verdadero Gobierno Corporativo», asegura la ejecutiva española.

«No es importante tenerlo, lo importante es vivirlo, entender los principios y hacerlos vivir en cada uno de los procesos de toma de decisiones que hagamos en nuestra vida cotidiana, y trasladarlos a toda la organización».

Los beneficios del buen Gobierno Corporativo

Entre los principales beneficios del buen Gobierno Corporativo se encuentran:

  • Mayor transparencia.
  • Mayor conocimiento.
  • Responsabilidades en la toma de decisiones del rumbo de una compañía.

Y, en este escenario, «el Consejo de Administración es el estamento que tiene que representar y velar por los intereses de todos los skateholders, de los accionistas, de los empleados y del entorno en donde estamos ubicados», añade Laura.

La ética en momentos de incertidumbre

Sin embargo, con relación al Gobierno Corporativo hay una dosis de escepticismo basada en la idea de que, en ocasiones, son palabras vacías sin acciones de valor incuestionable que las acompañe.

«Los principios del buen Gobierno Corporativo es como el plan general contable, pero luego hay que a la complejidad de cada compañía», sostiene la miembro del Consejo Asesor de ISS y de la Fundación Adecco.

«Y la ética tiene que estar presente, sin lugar a dudas, en el mundo empresarial. No es sólo un deseo, es una exigencia de la sociedad».

En los momentos actuales de incertidumbre, reposa ahora en las compañías el dar un poco de estabilidad. Laura considera que, frente al cortoplacismo, empresas y corporaciones tienen que intentar dar un poco de certidumbre y largo plazo.

«Escepticismo sano»

Laura Molero, que cuenta con experiencia ejecutiva de más de 25 años en grandes corporaciones internacionales, señala el individualismo como el principal problema y cáncer de muchos problemas en las compañías: «El Gobierno Corporativo y el Consejo de Administración exige un trabajo en equipo, un debate, un reto constructivo y un principio de escepticismo sano».

Para la ex presidenta para Latinoamérica de Merck y Bayer, «los verdaderos líderes son los que buscan ese principio de escepticismo sano, ese reto que ayude a tomar las mejores decisiones, sin miedo a abrir la compañía y Consejo a perfiles muy diversos que cuestionen aspectos que eran incuestionables en el modelo de negocio».

Liderazgo de implicación personal

A la hora de ganar confianza, el liderazgo es clave: «Lo importante no es ser Director General, sino ejercer como Director General, tener la capacidad de influir en los demás.

Laura asegura que la clave reside en ligar propósito con beneficios y valores: «Si esos tres elementos los tenemos presentes, tenemos un poder tremendo a todos los niveles. Acabamos convenciendo y arrastrando a las personas que apoyan el proyecto porque creen en él».

«El liderazgo efectivo es el basado en la confianza, y no en la jerarquía».

La diversidad de género en los Consejos 

Otro tema de gran actualidad y de hondo calado en el sistema de Gobierno Corporativo es el de la diversidad de género. Laura se refiere a la diversidad de género como una diversidad más: «El mundo es mucho más amplio y complejo que todo eso. Yo quiero rodearme de los mejores y me da igual el género».

Para la Consejera, «la única posibilidad de éxito de cualquier compañía, a medio largo plazo, es una diversidad de conocimientos, de experiencia, de sectores… reflejo de una sociedad cambiante y diferente».

«Tenemos que hacer una gestión del talento basada en la meritocracia, mucho más profesional, y tenemos que abrir nuestros Consejos que, hasta ahora, han estado muy cerrados».

Laura Molero concluye: «Lo importante es creer en Gobierno Corporativo, creer en diversidad. Y no contratar una mujer o dos para quedar bien y sólo por cumplir, sino que realmente a las personas que reincorporemos agreguen valor».

Si todavía no has visto el Desayuno Canal CEO anterior, tienes la oportunidad de conocer las claves para seleccionar éticamente el talento más adecuado con Sílvia Forés, Directora de RRHH de la firma global de abogados Baker McKenzie Barcelona, aquí.

COMPARTIR
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn