Fascinación por la SAGA (SAber GAnar)

Maria Graciani

5 de diciembre 2013

Por desgracia, el aprendizaje para muchos termina al salir de la Universidad. Leen sobre acciones y bonos en lugar de leer libros…Comparan sus salarios en lugar de compartir las lecciones aprendidas. Invierten en la bolsa y se olvidan de invertir en sí mismos. En síntesis, se concentran en los activos tangibles en lugar de en los intangibles y esto es un gran error…

Leí estas palabras en el libro El mejor negocio eres tú de Reid Hoffman (presidente y cofundador de la red profesional Linkedin) y Ben Casnocha, no podía estar más de acuerdo con el mensaje que transmiten. La curiosidad, el afán constante por mejorar a diario y el enriquecerte como ser humano –lo que provocará un certero contagio a todas las demás áreas de tu vida- son las llaves maestras del conocimiento; un conocimiento que tras haberlo vivido por ti mismo, podrás aplicar en tu casa, con tu familia, amigos, en tu empresa, con tu equipo, con tus clientes… Éstas son las “llaves maestras” que abrirán la puerta de tu victoria personal. Es entonces cuando sentirás y estarás preparado para transmitir a la siguiente generación tu fascinación por la “SAGA” (SAber GAnar).

Cuando descubres las bondades de la “SAGA” (SAber GAnar) experimentas en vivo y en directo la fórmula Yo nos(el “yo” elevado al “nosotros”) que nos brinda el presidente de Linkedin Reid Hoffman, porque entonces eres plenamente consciente de que la verdadera victoria y el auténtico enriquecimiento residen en nutrirte de las experiencias, consejos, vivencias de los demás y permitir que ellos hagan lo propio con las tuyas, es así como se eleva exponencialmente el valor de las personas y por ende de una familia, un equipo, una empresa, una sociedad, un país…

Para que ganar se convierta en una verdadera “SAGA” (SAber GAnar), es decir, en un triunfo sostenible y no en algo puntual, haremos bien en poner especial atención a la actitud que adoptamos cada vez que conquistamos una nueva victoria. Esta lección nos la enseñó con su ejemplar proceder Martin Luther King a través de su liderazgo del MIA (Montgomery Improvement Association), movimiento en pro de los derechos civiles de las personas de color fundado en 1955. Luther King consiguió que se declarara inconstitucional la segregación racial en los autobuses, quizás alguno de los beneficiarios de este logro quisieron adoptar una actitud exigente u ofendida por los derechos que, hasta entonces, habían sido vulnerados; para no dar lugar a esto y contribuir así a que la “SAGA” (SAber GAnar) se perpetuase, Luther King elaboró una serie de recomendaciones que los seguidores del movimiento debían poner en práctica:

La segregación en autobuses se ha declarado inconstitucional. Esto coloca sobre cada uno de nosotros la tremenda responsabilidad de mantener, ante cualquier incidente que surja, una tranquilidad y una dignidad propias de buenos ciudadanos y miembros de nuestra raza: leed, estudiad y recordad las sugerencias siguientes:

  1.  Suponed en la mayoría de las personas la buena voluntad y que se oponen en su interior a la segregación.
  2. Desde este momento puedes ocupar cualquier sitio que haya vacante en el autobús.
  3. Ora antes de subir para que puedas mantener una conducta no violenta de palabra ni de obra.
  4. Mantén una dignidad tranquila.
  5. Observa las reglas de cortesía y de buena educación.
  6. Lo conseguido es una victoria para todos: ¡No seas orgulloso! ¡No fanfarronees!
  7. Sé serio pero amistoso. Seguro de ti mismo pero no arrogante; alegre pero no impetuoso.
  8. 8.      Sé capaz de absorber la ira y la incomprensión hasta poder considerar a un enemigo tu amigo.

Martin Luther King era la personificación de ese Yo nos del que nos hablaba Hoffman, supo multiplicar exponencialmente su valor humano al tener en cuenta el de otras personas; quiso alimentar la conciencia de éxito de su gente pero no a costa de instaurar la conciencia de derrota en los blancos. Si te fijas bien, la mayoría de sus sugerencias iban encaminadas a mejorar la actitud de sus seguidores (buena voluntad, dignidad tranquila, no seas orgulloso, absorber la ira…), esto es, Luther King era conocedor de que la “SAGA” (SAber GAnar) nace y se nutre de los intangibles, de aquellas “llaves maestras” de la victoria personal de las que hablábamos en un principio, es por ello que se enfocó en ellas para obtener resultados tangibles.

Y tú, ¿cómo piensas perpetuar tu particular “SAGA” (SAber GAnar)?

COMPARTIR
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn