El viaje del líder: el liderazgo de adaptación

El viaje del líder es la sección de Canal CEO que intenta dar respuesta a la cuestión: ¿Qué es ser un (buen) líder? Para ello, realizamos un recorrido por todo el proceso de transformación de aquellas personas que, a través de su actitud y de su forma de relacionarse con los demás, son capaces de inspirar, facilitar el cambio e impactar en sus organizaciones.

Uno de los mayores indicadores de liderazgo es la adaptación al cambio. Sobre este eje se vertebra el cuarto capítulo de la serie «El viaje del líder» protagonizado por Roberto Rey. El Presidente y CEO de Gloval, el mayor emporio de sociedades tasadoras que opera en Europa y Latinoamérica, habla del liderazgo de adaptación.

Roberto Rey cuenta con una larga trayectoria de más de 25 años liderando equipos y proyectos en los sectores financiero, industrial, construcción e inmobiliaria. Ha sido CEO y miembro del Consejo de Administración de varias empresas cotizadas en bolsa.

Fruto de su experiencia en sectores en profunda transformación, Roberto Rey establece ocho factores presentes en todo líder de una organización. Entre estas soft skills que enumera, determina como principal competencia la adaptación al cambio. «Si uno mantiene la idea de que las cosas se hacen siempre de la misma manera porque el liderazgo que tuvo en determinado momento le fue bien, va a tener problemas a medio plazo», concluye.

Este indicador de liderazgo  aporta versatilidad de comportamiento y la habilidad para modificar la propia conducta con el fin de alcanzar objetivos o solucionar problemas comunes.

“No es la especie más fuerte la que sobrevive, ni la más inteligente, sino la que responde mejor al cambio”. Charles Darwin

Un (buen) líder…

  • Empleabilidad: una de las principales virtudes de un líder. Debe conseguir que su equipo sea empleable, tanto dentro como fuera de la compañía. Así, contaremos con los mejores talentos y los más motivados.
  • Adaptación al cambio: el líder debe ser una persona con gran capacidad de adaptación y empatía con el equipo. Debe identificar las diferencias de cada persona y adaptar el ritmo de gestión a cada uno de ellos.
  • Comunicación: la clave de los primeros días es comunicar, comunicar y comunicar. Una vez que se ha tomado ese liderazgo inicial, se deben asumir nuevos pasos.
  • Aprendizaje continuo: es una cuestión que hace crecer a las compañías. Aquellas personas o líderes que dejan de pensar en seguir aprendiendo, dejan de ser válidas para el equipo y las compañías.
  • Fracaso: aquellos que han superado algún fracaso, se saben adaptar mejor a entornos complejos y han sacados claras lecciones de ellos.
  • Liderazgo disruptivo: el líder debe cuestionarse a sí mismo y a sus ideas permanentemente, así podrá crecer y hacer crecer a su equipo.
  • Líder participativo: es aquel que tienen en cuenta la opinión del equipo, sabiendo que éste responderá con la mayor exigencia.
  • Cultura empresarial: Cuando no tenemos en cuenta que la cultura es una cuestión singular, que no es cambiable o modificable a criterio de un líder que quiere introducir cambios y adaptarlo a su estilo, cometeremos un error. La cultura tiene que recibir inputs para cambiar poco a poco, los cambios abruptos nos llevarán al fracaso.


Para llegar lejos es esencial caminar bien acompañados. Durante esta serie, contamos con el impulso de Totto, empresa global de moda y equipamiento líder en Latinoamérica. Con un portfolio versátil, compuesto por maletas, fundas de dispositivos y mochilas, es pionera en adaptarse a las necesidades de almacenamiento del alto ejecutivo actual.

 

COMPARTIR
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn